Skip to Secondary Navigation Skip to Main Content

Current Domain

MexicoCambiar

Sea un consumidor informado sobre la salud

Mujer comprando alimentos saludables

Ahora que ya tiene una idea de lo que quiere decir “alimentación saludable”, es tiempo de dirigirse al supermercado. Esto es un reto, especialmente cuando el típico supermercado tiene pasillos y más pasillos de productos nada saludables. Usted puede tener la tentación de agarrar una comida en caja, algo a lo que sólo haya que echarle agua y poner en la estufa a fuego medio. Es rápido y no cuesta mucho trabajo. Pero esa misma comida muy probablemente tendrá muchas cosas que le gustan a su paladar pero su cuerpo no necesita, como sodio, calorías, grasa saturada y grasa trans. Pruebe estos consejos:

  • Planee su compra con anticipación. Si es posible, programe sus comidas de la semana y haga una lista de los ingredientes que usted necesitará para cocinar (ojalá que haya escogido algunos de los platillos saludables de nuestro recetario). Al planear su visita al supermercado, usted tendrá una guía que lo mantendrá encaminado.  
     
  • Primero compre en los pasillos de los costados y en el fondo de la tienda. Por lo general, todos los alimentos realmente nutritivos se encuentran cerca de las paredes que rodean la tienda. Allí se encuentran las verduras, frutas, pescados, mariscos, carnes bajas en grasa, aves, lácteos, huevos y pan, que corresponden a los grupos de la pirámide alimentaria. Empiece por el borde interior de la tienda, y será menos probable que usted compre la comida chatarra que se encuentra en los pasillos centrales.
     
  • Compre de manera inteligente en los pasillos centrales. Cuando haya terminado de recorrer el borde de la tienda, usted puede encontrar comestibles saludables tales como avena, pasta integral, arroz integral, aceite de oliva y hasta snacks bajos en calorías en la parte central. Déle una mirada a la información nutricional en la parte posterior del empaque antes de poner un producto en su carrito de compras. Por ejemplo, revise la cantidad de azúcar en sus cereales favoritos. Preste atención a los niveles excesivos de sodio en las sopas enlatadas.
     
  • Elija alimentos de verdad. Evite los productos altamente procesados y opte por alimentos que sean 100 por ciento integrales o 100 por ciento jugo. Evite las comidas con ingredientes artificiales que usted no puede pronunciar.
     
  • Qué comida rápida comprar. Los alimentos congelados y enlatados existen porque son prácticos. Cuando sea posible, escoja verduras enlatadas y congeladas bajas en sodio y prefiera el atún enlatado en agua, sopas enlatadas con poco sodio y wafles congelados que sean integrales.
     
  • Cumpla con su misión. Su meta es proveer comidas saludables para usted y sus seres queridos. Mantenga esto en mente al ir de pasillo en pasillo.
4.666665
Promedio: 4.7 (3 votes)
Su clasificación: Ninguno